Cultura al hombro: una pandemia no para la música

Nico Giserman (37, baterista) y “Pela” Bazán (40, bajista). La banda sigue tocando.

Derqui es cultura. “Nunca vamos a dejar de hacer sonar las cuerdas y los parches”, dicen los muchachos.       

Ambos vecinos son parte de Rugido, una banda de rock local. También están en los cimientos de otra que todavía no tiene nombre.

“Somos ex Paraíso la deriva, una banda de mucha historia”, dicen los amigos. 

“También estuvimos en Cuero Negro, y yo en El Péndulo, el legendario Péndulo. Hasta tuvimos uno que lanzaba fuego”, se ríe el Pelado al evocar aquellos tiempos cuando la cultura derquina despedía al viejo siglo a puro rock and roll.

–¿Cómo están llevando esta pandemia?

–Con mucho cuidado por este problema que hay, tratando de no afectar a nadie ni afectarnos nosotros tampoco. Ahora empezamos a ensayar tomando las medidas preventivas correspondientes.

Siempre rock. Siempre barrio. Siempre amistad. Hace 25 años que vienen haciendo música los amigos.

–Y ¿qué bandas escuchan?

–Divididos, AC DC, Metallica, bandas nacionales e internacionales.

 “Lo bueno de todo esto es que nunca bajamos los brazos, siempre seguimos adelante.  No tenemos Instagram ni celular, somos libres, por eso hacemos lo que hacemos. En libertad.”

La vida pasa, la música queda. Gracias por la nota muchachos.

Compartir